Mostrando entradas con la etiqueta Cultura. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Cultura. Mostrar todas las entradas

domingo, 1 de marzo de 2015

Japan Weekend Bilbao 2015


Siempre había querido participar en una feria de este calibre, y hasta hace cosa de unos cuantos años, en Euskadi no había mucha difusión de este tipo de eventos, y mucho menos la instauración anual o semestral de algunos de ellos. Gracias a que poco a poco la cosa va cambiando en el tiempo, ya disponemos eventos culturales del tipo Salón del Comic en Getxo (donde si no recuerdo mal vamos a ir por la 7ª entrega este 2015), y similares.
Si alguna cosa ha caracterizado a Euskadi, es por la cantidad y variedad de eventos culturales que disponemos en los calendarios y agendas de casi todas las comarcas. Solo hay que estar ojo avizor para no perderte ese evento que quieres disfrutar.

Pero esta vez ha sido el turno (por primera vez en Euskal Herria) del JAPAN WEEKEND:


Puesto que mis amigos tenían liadas personales y de trabajo, al final fuí acompañado por Ilia, la cual no habiendo conocido mucho de este ambiente, quedó sorprendida por la afluencia de gente que estaba esperando las colas de acceso al recinto cuando entramos. Y es que había una larguísima cola para sacar las entradas, y otra cola 3 veces más larga para la gente que ya las habíamos reservado y sacado por Internet.

Yo siempre he sido (y soy) una persona extremadamente puntual y previsora. Por ello, le propusé a Ilia estar presentes en al BEC 45 minutos antes de la hora de apertura, porque me imaginaba lo que iba a suceder. Así aprovechábamos a desayunar, y de la que termináramos accederíamos al local.


Gracias a que hubo diferentes tipos de entradas, y que con cada una de ellas, hubo versión "ANTICRISIS" donde por poco dinero más nos hacían entrega de PELÍCULAS, SERIES COMPLETAS y otros objetos a elegir, pues me puse a investigar en la red. Y tras ver los precios, puedo asegurar que tanto las series, como las películas y así, salían a un precio más que asequible. Por no decir en algunos aspectos casi regalado.

Total, personas como yo, y en general todos los que somos frikis de algo (desde las chicas en temas de maquillaje y belleza, hasta los que disfrutamos absorviendo libros y quedándonos sin sitio en nuestras estanterías)... Todos tenemos algo en común. Si nos ponen al alcance algo que hemos buscado tiempo, o que simplemente como aficionado a ello nos gusta, vamos a abrir la cartera sí o sí, salvo que nuestra economía o situación previa no nos lo permita.


Volviendo al JAPAN WEEKEND, día previo a la apertura del evento, estuve revisando comentarios de la gente que valoraba una de las fotos que habían publicado en la página de CaraLibro (Facebook) donde nos emplazaban a visitarlos al día siguiente. (Aunque yo ya sabía hacía semanas que iba a acudir sí o sí.)
La mayoría de comentarios de esta publicación aludían al coste de la entrada o a simplemente que tuviera precio en comparación con otras ferias en otros lugares.
Sinceramente pienso, para pasar el día y disfrutar de todo, creo que en algunos aspectos no estaba mal de precio. Porque incluso la versión de las entradas con las películas y las series salían mucho más a cuenta del asistente. Sin embargo para sentir que la amortizas bien hay que acudir con la premisa de disfrutar de todo lo que va a haber, sin prisas y sin la eterna pregunta ¿ahora qué? que se hacen los que sufren embolias cerebrales con algo que les saque de su zona de confort.


Mira que tuvimos conferencias, talleres, y actuaciones; además del concurso de COSPLAY, donde la ELSA de Frozen tuvo una rompedora actuación que dejó secuelas en el resto de actuaciones posteriores. Y aquí aludo al comentario de uno de los asistentes que soltó: "¿Que coj*nes pinta ese personaje en el Japan Weekend?"
Solamente decir que en Japón Frozen fue todo un evento. De hecho, he llegado a ver por Inet más publicidad de Frozen en japón que en toda la zona occidental.


Los STANDS con productos comerciales y exposiciones que había por la zona, tenían cantidad de artículos que cualquier OTAKU habría sufrido a modo de hemorragias por la nariz y extremados problemas de apertura y cierre de cartera.
De hecho, yo tuve el honor de comprobar que las BOLAS DE DRAGÓN a tamaño 1x1 que adquirí por Internet hace 2 años, me salieron un pelín más rentables que las expuestas en la feria incluso habiendo pagado los portes del pedido. Y es que, como seguidor nostálgico y actual de Dragoi Bola, aquella compra no pude evitar aprovecharla para crearme una SURREALISTA historia con mis salidas en Bicicleta por el Norte de Castilla y León.


Incluso el STAND de comida, tuvo tanto éxito (o quizás carencia de elecciones) que uno de los puestos apenas habían llegado las 3 de la tarde y ya se había agotado casi por completo.

Pero no había problema, el poder salir del recinto con un sello como los que te ponen en las discotecas para no cobrarte de nuevo la entrada, nos dió a Ilia y a mi la opción de irnos a comer fuera con unos amigos.


Y es que, tengo que reconocer que para ser el primer año de esta feria en Bilbo, tuve la sensación de había tenido bastante éxito.

Solamente lamenté una cosa... Y es que en el STAND de los DVD / BLUERAY de animes, donde nos regalaron la película / serie al entrar tenían la colección completa de DR. SLUMP (Arale), y cuando la fuí a comprar, reparé en que el tipo me daba 3 cajas en vez de 4. Faltaba el VOLUMEN 3 de los 4 que son. Y tampoco lo tenían expuesto. Así que al preguntar por el volumen que faltaba, me dijo que no habían traído el volumen 3. ¡Lo siento mucho! Pero no voy a comprar la colección entera si me falta uno de los volúmenes. Y tuve que ahorrarme la compra que habría hecho con sumo gusto de haber estado presente el Volumen perdido.


La verdad sea dicha, la afluencia de gente fue enorme. Quizás no llenarían las 2700 plazas de aforo máximo que había, pero desde luego el número de personas que asistieron fue bastante grande. Y en la siguiente foto mostramos un tercio de la congregación.

https://farm9.staticflickr.com/8583/16062223163_26b94fbc5e_o.jpg



CONTINUAR leyendo el post...

domingo, 12 de octubre de 2008

¿Cúal es vuestra escultura favorita?

Sin contar todas las listadas con el mundo Egipcio y que me tienen enamorado, mis 2 esculturas predilectas son:

La "Madre Patria", también llamada la "Madre Rusia"




Quizá no comprenda muy bien que significado tiene esta estatua en la colina Mamáyev Kurgán, sin embargo, he de decir que su efigie, su pose... Dios!!! Esa colina que dejó de ser colina durante la Segunda Guerra mundial a causa de las encarnizadas batallas entre los Rusos y los Alemanes...

ARRRRRRR!!!

La ignorancia quizá no me haga impresionable a su significado, pero su forma, su tamaño (si contamos desde los pies hasta la punta de su espada es casi 2 veces la Estatua de la Libertad), y sobre todo ese espadón gigante de acero de 27 metros...

ARRRRRRRRRRRRRRRRRRR!!!!

La segunda escultura que tengo como predilecta, sin duda es:


El Ángel caído de Grief


No porque Nightwish; u otros grupos; lo hayan usado como símbolo inequívoco de alguno de sus discos:



Si no por su significado... Su pose...

Desde siempre, y quizá por mi carácter, he admirado el significado que para mi tienen esos bichos alados con forma de mujer en su mayoría (quizá porque yo los deseo ver así). Y si además encuentro uno con el que puedo identificar algo sentimental de mi interior en él...

No sé...

Para más coña, el escultor desarrolló dos ángeles iguales. El primero (y más famoso sin duda) utilizado para recordar a su siempre amada Emelyn...

Y el segundo, pero no menos importante, para su propio recuerdo.

Independientemente de la tragedia, la desdicha y la soledad, ese acto. Ese sentimiento plasmado en escultura...

Ese recuerdo indeleble para la eternidad de nuestros días.

ARRRRRRR!!!

Son pasos a seguir, pasos de inspiración para el resto de nosotros que nos sintamos identificados. Aunque por mi parte, ya he usado los símbolos COLINA y estatua de ángel en uno de mis relatos:

("Esa estatuilla de ángel en el lugar donde tantas horas transcurría meditando en la cima del monte frente a la casa de verano. Esa foto toda la cuadrilla enmarcada dentro del bar donde tantas horas pasábamos. Y esa última borrachera en mi honor (a pesar de que yo no bebía) incluyéndose voluntariamente la gente como yo que no bebía.")



CONTINUAR leyendo el post...