miércoles, 3 de agosto de 2011

Lucha por tus anhelos. Jamás te rindas. ¿Me oyes?

Persigue tus sueños...

Persíguelos y no dejes que se escape la oportunidad de obtenerlos...

Si te gusta algo, lucha por conseguirlo. Sí te gusta esa chica, invítala al cine. Si sueñas con una meta, haz tu sueño realidad.

Lucha contra lo que se te ponga por delante, y hazte merecedor de ese destino que anhelas.


ATENCIÓN SPOILER: Destripa el final de la película. En tu mano queda...



En este sucio mundo, mucha gente lo toma como retórica. Y desgraciadamente hay millones de personas que no tienen ni tendrán jamás ni un cuarto de lo que se merecen de verdad, y millones más que viven en la opulencia de lo que jamás han merecido, ni merecerán. Por otro lado, muchos descalifican a los soñadores que luchan por sus sueños, y muchos otros no apoyan las decisiones arriesgadas que toman estos para lograr sus metas.

ARRRRRRRRRRRRRRR!!!!

Jamás... Jamás... Jamás te rindas. Muchas veces nuestra felicidad se rinde a los pies de lo más ínfimo e insignificante que nunca hemos podido acariciar con nuestros dedos. Muchas veces la tenemos tan cerca que no nos damos cuenta por pensamientos y temores secundarios. ¿Vas a dejar por eso que ello, lo que sea que te haga feliz se escape?

Russell... Escucha tus propias palabras mangurrían...


COMPARTIR/SHARE esta entrada en Redes Sociales: Compartir

Entradas relacionadas por temática:

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Cualquier consulta, crítica, comentario o aportación será atendido, agradecido y/o publicado en un breve periodo de tiempo: