ESTRENO de nuevo PROYECTO personal en Variedalia.

miércoles, 30 de noviembre de 2011

Paul McCartney - Canciones obsesivas de crío...

Como infinidad de veces he dicho (a buen entendedor...), si me rijo por algún tipo de melodía, esta es una buena O.S.T. Y no tiene porqué ser de película. Con que sea orquestal y coral, mejor que mejor.

Aunque al final, escucho de todo, y un poco de nada, reconozco que en mi vida he tenido muchos, muchísimos gustos por todo tipo de melodías. Y al contrario de lo que vendría acostumbrando con las entradas musicales del blog, hoy vengo a recuperar 2 canciones (que no son O.S.T) que me tenían obsesionado de crío.

Estas son "MY BRAVE FACE" y "WE GOT MARRIED" del disco "FLOWERS IN THE DIRT" de Paul McCartney en el 89. Por aquel entonces, mi hermana tendría un añito.Y recuerdo, cuando la plaza Josu Murueta era una jodida explanada; y no existía la infraestructura que existe hoy; que los viernes de mercadillo en Astrabudua era para pasear por esa plaza.
Un viernes de esos mi madre me compró la cinta-cassette. Y aunque muy seguramente era para ella; puesto que le gustaban mucho los Beatles (aunque idolatra mucho más a ABBA); recuerdo un sentimiento especial cuando me la dió. Igual que cuando me compraba por navidad las cintas con los openings de mis dibujos anime favoritos. (Ya hablaré de estas cintas algún año de estos)

 
En fin, con el paso de los días y escuchando la cinta, empecé a coger un gusto inesperado a 2 de las canciones que daban obertura al disco. (Bonita palabra, aunque la de "We got married" era la 5ª)
La primera de ellas era "My brave face", la cúal era el single del disco. Fue la primera canción que escuché, y crucé dedos para que el resto del disco fuera similar... Y no...

Desgraciadamente el resto de canciones me aburrían. Y no porque fueran malas. El problema estaba en mí. Desde que tengo memoria, siempre he sido muy visceral con la música, y nunca he sido de escuchar las letras. Lo mío era todo melódico. Si la melodía o el ritmo de la canción no me despertaban algo en mi interior acababan por aburrirme. Aunque hoy día, estoy cambiando un poco a este respecto (pero no mucho, que no es saludable, KAR KAR KAR!!!)


En fin, no recuerdo cuantas veces llegué a escuchar estas dos jodidas canciones de la cassette. Pero los cabezales de mi radio acabaron echando humo. Cosa interesante que tras las GRANDÍSISISISIMAS HORAS que esa radio se ha pasado funcionando en los más de 20 años que tiene de vida la muy cabrona, nunca se ha averiado nunca. Y se ha comido hasta días enteros de polvo y humedad haciéndome compañía en horas de trabajo limpiando en la casa del pueblo cuando era crío.
Os lo aseguro, han pasado miles de cintas por esa radio de marca IMPEL que aún conservo, funcionando y tengo aquí a mi vera en la cabecera de la cama.

ARRRRRR!!!
Ya no hacen cacharros como antaño. O eso, o que en mi familia cuidamos bien las cosas. Sinceramente me decanto mucho más por la segunda opción.


COMPARTIR/SHARE esta entrada en Redes Sociales: Compartir

Entradas relacionadas por temática:

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Cualquier consulta, crítica, comentario o aportación será atendido, agradecido y/o publicado en un breve periodo de tiempo: